Máscara para anestesia de un solo uso King

máscara para anestesia de un solo uso
máscara para anestesia de un solo uso
máscara para anestesia de un solo uso
Añadir a mis favoritos
Añadir al comparador
 

Características

Otras características
de un solo uso

Descripción

Ambu® King Mask Gracias a su diseño innovador de alta calidad, Ambu® King Mask se ha convertido en íder en el diseño de mascarillas faciales desechables para anestesia. Esta mascarilla cuenta con un manguito especialmente fino y adherente, que mejora la capacidad para crear un excelente sellado para una gran variedad de pacientes. El diseño de bordes redondeados garantiza un agarre suave y una gran comodidad para el usuario. Vista General Ambu® King Mask ha sido desarrollado con beneficios tanto para médicos como pacientes. La calidad de su diseño y proceso de fabricación asegura un manguito especialmente fino y adherente que se ajusta perfectamente a la cara. Gracias al diseño de bordes redondeados los médicos pueden conseguir un sellado de ventilación con la mínima persión en el paciente. La mascarilla transparente hace posible que se pueda observar fácilmente el estado del paciente. La parte superior del manguito es estriada para proporcionar un agarre antideslizante. También está disponible en versiones perfumadas con aroma fresco u olor a chicle y a fresa. Las mascarillas Sweet Dreams™ liberan un aroma relajante de aceites naturales en el manguito de la mascarilla, lo que proporciona un efecto calmante durante la inducción, especialmente para los niños. Cómodo El manguito es flexible y adherente al tacto, por lo que ofrece un sellado facial óptimo Mascarilla transparente para poder observar fácilmente el estado del paciente Sujeción La parte superior del manguito es estriada para proporcionar un agarre antideslizante Manguito Flexible Confiable Sin Látex Material sin Ftalatos

Catálogos

* Los precios no incluyen impuestos, gastos de entrega ni derechos de exportación. Tampoco incluyen gastos de instalación o de puesta en marcha. Los precios se dan a título indicativo y pueden cambiar en función del país, del coste de las materias primas y de los tipos de cambio.