Ergospirómetro en carro Vyntus™ CPX
informatizadoBluetoothcon monitor de ECG

ergospirómetro en carro
ergospirómetro en carro
ergospirómetro en carro
ergospirómetro en carro
ergospirómetro en carro
ergospirómetro en carro
ergospirómetro en carro
Añadir a mis favoritos
Añadir al comparador
 

Características

Tipo
en carro
Opciones
Bluetooth, informatizado, con monitor de ECG
Aplicaciones
para prueba de esfuerzo
Flujo medido

Mín.: 0 l/s (0 us gal/s)

Máx.: 15 l/s (4 us gal/s)

Volumen medido

Mín.: 0 l (0 gal)

Máx.: 10 l (2,6 gal)

Descripción

Carro metabólico Vyntus™ CPX El Vyntus™ CPX es un sistema preciso y fiable que recoge datos completos respiración a respiración y permite determinar la respuesta metabólica del sujeto. Puede utilizarse en adultos y niños, ya sean pacientes o deportistas. El Vyntus™ CPX es el resultado de más de 50 años de experiencia en el desarrollo de dispositivos CPET. Junto con el Vyntus™ ECG, este carro metabólico es una potente combinación. Preciso: Construido sobre una tecnología de sensores de alta gama de confianza Útil: Guía de software automatizada durante las pruebas y la evaluación de los resultados Integrado: ECG de 12 derivaciones por Bluetooth, pulsioxímetro integrado y calibración automática de volumen/gas Características y ventajas: Programa de diseño de informes para la elaboración de informes personalizados Completo programa de edición de protocolos para crear protocolos individuales dependientes de la rampa, el paso y el peso Programa Layout Editor para ajustar gráficos y conjuntos de parámetros FIO2 alta/baja, modo de cámara de mezcla y calorimetría indirecta del dosel opcionales Oximetría de pulso integrada Calibración automática de volumen y gas Flujo de trabajo de evaluación automático que incluye la determinación del umbral ventilatorio y el cálculo de la pendiente

---

VÍDEO

Catálogos

Vyntus CPX
Vyntus CPX
16 Páginas
* Los precios no incluyen impuestos, gastos de entrega ni derechos de exportación. Tampoco incluyen gastos de instalación o de puesta en marcha. Los precios se dan a título indicativo y pueden cambiar en función del país, del coste de las materias primas y de los tipos de cambio.